Fincas

La elevada calidad de nuestros productos comienza a gestarse antes del nacimiento del cerdo con una cuidada selección de los reproductores de nuestras explotaciones de cría. Todos ellos son de Pura Raza Ibérica inscritos en el correspondiente libro genealógico.



Con esta inmejorable base y un cuidado muy especial en la gestación se obtienen los mejores cerdos ibéricos, a lo que unimos la fabricación propia de piensos procedentes de cereales de primera calidad y 100% naturales para que alcancen su edad y peso adecuados criándose libremente en las dehesas salmantinas de nuestras explotaciones de engorde.